martes, 1 de agosto de 2017

DESVIRTUAR


De la red

Me cubriste los ojos con una lente de aumento para que todo lo que enfocaran mis cristalinos tuviera una importancia más que relevante. Y me creí que el mundo era así de bonito.

Pasear agarrados de la mano se ha convertido en mi pasatiempo preferido, noto cómo las pieles se rozan y el equilibrio natural de la vida compensa nuestras temperaturas. Así ninguno de los dos está expuesto a pasar mucho calor o demasiado frío.

Me niego a creer que algún día, quizá próximo, quizá lejano, desearé quedarme con mi calor corporal y no compartirlo. Yo, que sufro desmayos cuando me baja la tensión a los suelos, necesito cada cierto tiempo mi droga de invierno poético. 

Tampoco quiero pensar que tú, que portas una gran corazón de hielo, renuncies a mis veranos tropicales que te salvan de terminar alojado en el congelador de un restaurante noruego. 


La lente de aumento también me provoca que mi visión del futuro sea, a pesar de las previsiones negativas, maravillosa.

Tendremos un hogar sin ruidos donde nos alojaremos fines de semana alternos, uno lo pasaremos con la gente sin lentes, porque necesitamos nuestra dosis de personas corrientes, y otro aislados de todos los peligros, aunque correremos el riesgo de quedarnos eternamente dormidos.


10 comentarios:

A. dijo...

Mi querida María, tú metáfora es maravillosa!

Un beso.

Noelplebeyo dijo...

Siempre cuando se desvirtúan las visiones, los enfoques suelen ser correctos, maravillosamente en algunos casos, y feos en otras. La visión habitual, ni reluce ni desagrada, pero globaliza. Con todo, de Noruega, el salmón

Besos

ana dijo...

En el recuerdo siempre tendemos a desvirtuar la realidad. Un abrazo

Juana la Loca dijo...

un mundo inventado a la medida de dos que se complementan a la perfección
besos guapa 😘

María dijo...

Un gracias y mil besos :-)

María dijo...

Con tal explicación queda clara la importancia de desvirtuar de vez en cuando.

Besos.

María dijo...

Cierto, y nos quedamos con lo bueno :-)

Abrazo.

María dijo...

Siempre nos quedará la imaginación.

Besazos.

alp dijo...

A veces nos tapan los ojos...un saludo desde Murcia...feliz verano....

María dijo...

Y nosotros decidimos si seguir así o destapando...

Saludos